NUESTRO SISTEMA

Trabajamos bajo el concepto de Control Integral de Plagas, evaluando 3 factores a la hora de realizar un tratamiento, tanto en desinsectación como en desratización:

  • Por dónde entran.
  • Su capacidad de reproducción.
  • Cómo sobreviven.

Analizamos su caso personalmente, teniendo en cuenta las características propias del lugar a tratar, clave para realizar un control efectivo de la plaga.

Este programa se lleva a cabo en cuatro fases:

1. Inspección y Diagnosis

Acudimos a sus instalaciones para identificar el tipo de parásito que les afecta, qué condiciones favorecen su desarrollo (temperatura, humedad, fuentes de alimento, sitios donde esconderse) y cuál es su ruta de entrada (sumideros, ventanas, a través de la recepción de mercancía, …). Proporcionándonos así la información necesaria para saber a qué tipo de plaga nos enfrentamos, dónde se ubican los Puntos Críticos de Control y qué medidas correctoras hay que tomar.

2. Programa de Control

Dependiendo del tipo de infestación, le asesoramos sobre que medidas debe tomar para hacer frente a estos indeseables invasores. Es muy importante llevar a cabo estas sencillas medidas (quedan reflejadas según especie) porque en parte, de ellas depende de eficacia del tratamiento.

3. Métodos de Aplicación y Productos

No hay que olvidar que aplicamos, teniendo en cuenta las características propias del lugar a tratar (no trabajaremos de igual manera, por ejemplo, en un colegio que en un local comercial), evaluando posibles peligros y medidas de seguridad a tomar.

Los productos utilizados por nuestra empresa están en continua actualización según la legislación vigente y certificados por la Dirección General de Salud Pública, haciendo entrega al cliente de una copia de sus fichas técnicas para su total información.

4. Seguimiento y Auditoría

Según lo necesite, establecemos un programa de inspecciones periódicas para garantizar el correcto mantenimiento de sus instalaciones.

Este mantenimiento puede ser de la periodicidad que nos soliciten.

También existen los tratamientos llamados de "choque" donde sólo es necesaria una única aplicación.

No debemos olvidar que cualquier lugar es susceptible de sufrir una plaga, así que en el caso de que necesite recurrir a la ayuda de profesionales, lo mejor es:

  • Asegurarse de que la empresa a contratar está registrada según la Ley. Éstas deben estar inscritas en el Registro de Empresas y Establecimientos Plaguicidas de la Comunidad Autónoma correspondiente.
  • Desconfiar de los presupuestos por teléfono. Las mejores empresas ofrecen una inspección gratuita de su domicilio o establecimiento, los presupuestos por teléfono nunca se ciñen a sus necesidades reales.
  • Compruebe la profesionalidad de los empleados, un buen técnico no sólo aplica el tratamiento, si no que le asesora sobre cual podría ser el origen de su infestación y qué medidas debe tomar para evitar su reaparición.

En nuestra empresa cumplimos todos estos requisitos, siendo la seguridad del cliente nuestro principal objetivo.